Skip to content

Un Impulso Competitivo

Darío Valdés habla de su pasión por la industria forestal, de hacer crecer y modernizar una empresa y de aspirar siempre a ganar.

— Jorge Victoria

Algunas veces, cuando hablamos de empresas exitosas del momento, desconocemos los años de arduo esfuerzo, dedicación y motivación de los empresarios que las construyen. Bien podría ser este el caso de Transportes Valdés. Darío Gustavo Valdés Muñoz, empresario maulino formado a pulso, es el dueño y administrador. Transportes Valdés es una de las compañías más grandes y antiguas del rubro forestal en la región chilena del Maule. Tiene su sede principal en Constitución y cuenta con bases en Chillán y Arauco. Lo que empezó con un solo camión forestal, Darío Valdés lo ha transformado en una gran empresa que cuenta con cientos de camiones y equipos dedicados a la carga y transporte de productos forestales en varios puntos de la región.

La empresa fue fundada en el año 1972 por Darío Omar Valdés, padre de Darío. A finales de los años sesenta, debido a las escasas oportunidades laborales en Constitución, Darío Omar se unió a un grupo de habitantes del pueblo, y acompañados por diputados marcharon para reclamar que la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO) estableciera su planta de celulosa en Constitución y así generara más trabajo en dicha localidad. Como la historia la escriben los vencedores, los habitantes de Constitución lograron su objetivo y en 1969 nace Celulosa Constitución S.A. Un par de años después, Darío Omar, con un solo camión, le da inicio a lo que sería una prospera empresa de transportes. No fueron años fáciles. Darío Omar transportaba celulosa a Valparaíso y Puerto San Antonio. Tardaba casi tres días en cada viaje.

Luego, en el año 1979, Celulosa Constitución S.A y Celulosa Arauco S.A (otra planta de propiedad de CORFO) se fusionan y como resultado nace la Sociedad Celulosa Arauco y Constitución S.A. –más conocida como ARAUCO– la cual es una de las mayores empresas forestales de América Latina, y con la que Transportes Valdés ha forjado una larga y fuerte relación. Darío le atribuye gran parte del crecimiento de su empresa a ARAUCO. “Con la creación de ARAUCO, ahí empezamos también a trabajar de a poquito con ellos. Hasta el año 2000 siempre había turnos sencillos, camiones de un conductor. Después del año 2000, pasamos a doble turno. ARAUCO es con quien partimos y con quien hemos crecido en realidad. Para mí hay una excelente relación con la gente de ARAUCO”, sostiene Darío.

¿Seguir o no?

La muerte del padre de Darío en 2013 marcó una coyuntura en el rumbo de la compañía. La inevitable decisión sobre qué hacer con la empresa recayó sobre Darío y su madre, Gloria Ximena. En palabras de Darío: “Después mi padre fallece, y bueno, yo le digo en este caso a mi madre ¿Qué es lo que hacemos? ¿Cerramos o seguimos? Pero si seguimos, hay que darle un vuelco a la empresa y dentro de ello profesionalizarla para poder empezar a licitar y expandirnos”. Y así lo hicieron.

La primera jugada de Darío fue contratar un gerente enfocado en la búsqueda de nuevos contratos. Así fue como integró a Enrique Soto Valenzuela, quien hasta la fecha se ha desempeñado como gerente de la empresa. Al cabo de diez años, Transportes Valdés ha experimentado un crecimiento exponencial. Pasaron de 50 empleados en ese entonces, a casi 500 hoy en día. Darío añade, “Porque en su minuto seguíamos o no seguíamos. O sea, yo te digo, podíamos haber cerrado el boliche, haber vendido los equipos y haber invertido en otras cosas. Pero la decisión fue continuar, y yo creo que fue la mejor, de hecho. Bueno, el tiempo yo creo que lo ha dicho. Después de diez años, si uno saca las cuentas, son cuentas positivas”.
Transportes Valdés cuenta hoy con una plantilla de casi 500 empleados y con una gran flota de alrededor de 200 unidades de cargadores y transportadores forestales entre los que hay camiones autocargantes, camiones para el transporte de troncos y celulosa y grúas forestales sobre camión. Su impresionante flota de grúas Tigercat, entre modelos 220D y 220E, llega a las 26 unidades.

Darío nos comenta que el rápido crecimiento de la empresa le significó un reto en particular: el manejo de personal. La solución: delegar funciones, rodearse de un equipo profesional, y establecer distintos departamentos con áreas específicas y varios niveles administrativos. “Ya cuando tú tienes cierta cantidad de trabajadores y cierta cantidad de equipos, ya dejas de conocer quizás a todos tus empleados. Porque no es tan sencillo conocer a 500 personas. Entonces, para eso tienes que sí o sí delegar funciones. Y de ahí, ¿qué es lo que debe hacer un empresario? Controlar. Controlar que las cosas que tú quieres que se hagan, se hagan. Porque no es que tú la puedas hacer toda, al final necesitas la ayuda de tu gente. Y para eso debes contar con un buen equipo y ojalá lo más profesional posible, porque eso te asegura andar mucho mejor”, explica Darío.

Darío resalta que el crecimiento que ha experimentado la empresa está directamente ligado a la calidad. “Si bien es cierto que tú vas y licitas, pero también tienes que ir haciendo un buen trabajo. A medida que vas adquiriendo contratos, tienes que tratar de ir haciendo el mejor trabajo posible, porque es la única forma de que tú te muestres hacia la empresa con buenos indicadores, con buenos números. Entonces, uno entiende un poco la temática y en eso de hacer lo mejor posible, hemos adquirido –como te digo– muchos contratos y hemos crecido muchísimo también”.

Apuntando al primer lugar, siempre

Darío Ignacio, hijo mayor de Darío, ha estado involucrado en la empresa desde temprana edad y actualmente se desempeña como jefe de gestión de camionetas. Con tan solo veinte años, tiene bajo su responsabilidad alrededor de 50 camionetas tipo pick-up de la empresa. Es apasionado por el sector forestal, pero también por las carreras de autos. Darío comenta, “Es más o menos la misma pasión. Así como está la pasión forestal, está la pasión de los fierros de carrera”. Darío Ignacio lo convenció para ayudarlo a correr autos Fiat en la categoría Fiat 600. Así que Darío Valdés, junto con Arturo Veas Araya de Mecánica Araya, formaron el equipo Transportes Valdés para participar en estas justas. Los Fiat 600 de esta categoría son autos de los años sesenta acondicionados para la pista. Alcanzan velocidades superiores a los 125 km/h.
Darío Ignacio, o ‘Tato’ como se le conoce en las pistas, ya ha cosechado varios triunfos. Fue elegido piloto revelación en su categoría por el Club de Automovilismo Deportivo (CAD) Cartagena en el 2023. Sin duda, el carácter competitivo lo ha heredado de su padre. Tanto en las pistas como en los negocios, Darío Valdés siempre apunta por el primer lugar. Hoy por hoy, ostenta el título del contratista forestal con el mayor número de grúas Tigercat 220 en el mundo. “Lo único que tengo yo es un pequeño problema, que yo soy muy competitivo y muy jugado, y cuando me voy y me apasiona algo, no voy a un segundo o tercero, siempre trato de pelear por el primero”, comenta Darío.

Versatilidad en el carguío a orilla de camino

Las grúas forestales montadas sobre camión son cruciales para la industria forestal chilena. Debido a la accidentada geografía del país, este tipo de grúas o cargadores han demostrado ser una solución muy eficiente y apropiada, combinando una excelente movilidad con un pequeño tamaño, ideal para canchas estrechas en carreteras de montaña angostas y curvadas. Darío recalca que sus camiones equipados con grúas Tigercat no presentan inconvenientes accediendo a terrenos de alta pendiente. También resalta que es una solución más eficiente y de mayor movilidad comparada con una excavadora montada sobre ruedas. “La verdad que este sistema de grúas montadas sobre camiones te permite muchos más traslados y de forma más rápida. Nosotros tuvimos una excavadora sobre neumáticos, pero resulta que esas se mueven de 15 a 20 kilómetros por hora en faena. Un camión se mueve a 35 o 40 kilómetros por hora. Creo que la versatilidad es lo que le ha dado tanto auge aquí a estos equipos de grúas montadas sobre camión”.

Transportes Valdés trabaja mayormente en predios de la empresa ARAUCO en las zonas de Constitución, Chillán y Arauco. Su flota de grúas Tigercat carga alrededor de 160 000 metros cúbicos por mes, pero tiene capacidad para cargar 200 000 metros cúbicos durante los meses de auge en el sector. Cada grúa carga entre doce y catorce camiones diariamente. Con excepción del mantenimiento rutinario, su flota entera de 26 grúas Tigercat opera diariamente.

Simple, compacto y productivo, el cargador Tigercat 220E está equipado con un sistema de pluma de uso intenso de relación resistencia-peso optimizada, especialmente diseñada para una carga rápida y eficaz de madera corta y ciclo alto. Sus cilindros robustos, bien protegidos y pasadores de diámetro grande ofrecen mayor durabilidad. Además, cuenta con un sistema de enfriamiento de alta capacidad con componentes de gran tamaño, apropiados para climas tropicales. El gran panel desmontable en la plataforma de la cabina brinda un inigualable acceso a los puntos de servicio del motor.

Darío asegura que sus grúas Tigercat 220E tienen un consumo de combustible menor al de otras marcas, resultado directo de la evolución del modelo, sistemas hidráulicos eficientes y la integración de motores FPT. También asegura que son más rápidas y un equipo bastante cómodo. Son las maquinas predilectas de sus operadores. “A mí me gusta este equipo. Siento que no hay necesidad de estar cambiándose a otra marca porque cumple bien con su trabajo”.

Latin Equipment, socio clave

Las ganas de ganar y sacar su empresa adelante han llevado a Darío a buscar socios clave que lo ayuden a cumplir metas y propósitos. Latin Equipment es claramente uno de ellos.

La historia de Transportes Valdés con Tigercat y Latin Equipment fue satisfactoria desde el principio. Después de haber visto las grúas Tigercat 220D trabajando en faenas de otras empresas forestales, Darío decidió hablar con Cristian González y Rodrigo de la Sotta –representantes de Latin Equipment– para examiner de cerca el desempeño de las grúas Tigercat en faena. Satisfecho con lo observado, en 2017 Transportes Valdés forjó su relación con Latin Equipment mediante la compra de ocho grúas Tigercat 220D.
Darío resalta que la ágil estructura de Latin Equipment ha sido un factor determinante para continuar haciendo negocios. Recalca también que tener a Latin Equipment con presencia en Constitución es un punto a favor. La respuesta y soporte rápido y eficiente han hecho de Latin Equipment el socio ideal para cumplir las altas exigencias y expectativas de una empresa de la talla de Transportes Valdés. “Me hice varias preguntas después de hacer negocios con Latin: ¿cómo se comportó Latin? ¿Te acompañó? ¿Te apoyó? Entonces, es de estructura simple Latin. Es feo referirse a otra marca, pero la competencia –llamémosla así– es una empresa más grande. Entonces, los trámites son muy engorrosos. A mí en general no me gusta así, porque me hace perder mucho tiempo. Entonces, la verdad que la experiencia fue buena. Si no hubiese sido buena, la verdad que no nos habríamos metido con el doble de grúas más todavía”.

A futuro, Darío espera continuar con la trayectoria de crecimiento y expandirse no solo a otras zonas geográficas sino también a otros rubros. “Estamos en visión de seguir creciendo. La pandemia nos afectó harto en varios modos, en varias formas. Como que nos dejó medio en standby. Y ahora, como ya estamos más normal, estamos retomando el tratar de seguir creciendo”.

Darío asegura que el soporte brindado por Pedro Venegas y Juan Velásquez –representantes de Fábrica de Tigercat– junto con Latin Equipment ha sido crucial en el éxito de Transportes Valdés. “Hay muchos factores que tener en cuenta. Tener un buen servicio, tener el repuesto cuando corresponde, tener el apoyo de la marca cuando corresponde; todo eso ayuda. Y mira, si tenemos la cantidad de Tigercats que tenemos es porque realmente creemos en la marca y creemos en la empresa que la representa, que es Latin. Si no, derechamente no estaríamos con ellos”.

Related Content

loader-icon

Un Impulso Competitivo


Darío Valdés habla de su pasión por la industria forestal, de hacer crecer y modernizar una empresa y de aspirar siempre a ganar.


Productos relacionados